Libros Editados

Traductor para este blog

Los libros son las alfombras mágicas de la imaginación. Jorge Luis Borges

domingo, 13 de mayo de 2012

Carta de un hijo a su Madre




¡Hola Mamá!,

Parece extraño que pueda esbozarte nuevamente la palabra “Mamá”, ya que no tuve la posibilidad de decírtelo… aquel día.
Quiero contarte que tuve que pedir asistencia para escribirte. No logré aprender todo lo que necesitaba para desarrollar una carta. Era imposible predecir que me comunicaría contigo de esta forma. No me pude quedar lo suficiente para que me enseñaras el abecedario.
¿Sabes mami que, aunque mi partida fue tan rápida, me traje todo lo que me dijiste mientras dormía? Te pido que le digas a mi padrino que también lo escuché, que lo quiero mucho, supo darme un amor especial que yo recibía cada vez que me abrazaba, hasta el último día.

Mamá, tengo muchos recuerdos, numerosas voces vienen a mis oídos, pero quédate tranquila que me los traje todos, y jamás los olvidaré, el de papá, los tíos, los abuelos y todas y cada una de las personas que me venían a ver y jugaban conmigo. Crecer a tu lado era tan grato, me cuidabas mucho, tal vez, demasiado. Quiero decirte que aquí escuché una palabra que no logro comprender el significado, tú eres muy sabia y seguramente podrás entenderla, la llaman “fatalidad”, y dicen que nos ha tocado.
No comprendo el duelo que deberás soportar junto a todos los que me conocieron. Pero quiero que entiendas mami, que ahora no tengo más dolores, tal vez, te consuele saber que ya no sufro.
Mami, aquí todo es tan tranquilo y bello, puedo caminar de un lado a otro sin problemas. Quiero que sepas que cuando llegué, me estaba esperando un hombre, dijo que era de la familia y que me cuidaría, él me está ayudando con esta carta.

Sé que tu corazón está cansado por el sufrimiento que te produje, y que en cada niño que ves,  recuerdas cada momento en que me abrigaste en tu regazo, entonces aparecen tus lágrimas como cristales, las veo brillar desde aquí. Desearía poder limpiarlas, como tú limpiabas mi carita cuando comía y me la ensuciaba.
Discúlpame… me distrajo un extraña pluma que ha volado y caído sobre este papel, espera... me parece que salió de una de mis alas… te la enviaré.
No te preocupes más mami, estoy bien, aunque no podré crecer a tu lado y ser todo lo que tenías pensado para mí. Quiero pedirte antes de terminar, que no llores más, cuando te veo me pongo muy triste y sabes que no puedo hacer nada para estar contigo, pero me han prometido, que me dejarán llegar a ti y acariciarte el alma… ¡espérame, porque ahora soy un Angelito!

¡Jamás me olvides! Pero no te deprimas, porque todo el tiempo que estuve contigo, desde tu vientre, me diste tu amor incondicional y me lo traje.

Graciela Fioretti / Jyosti
13/05/2012

**En muchos países durante el mes de Mayo se festeja el Día de la Madre, para todas ellas, mi afectuoso saludo**

**Obra registrada**




1 comentario:

wersi dijo...

Amiga Jyosti, te imagino escribiendo este relato/carta y ...te "veo"
Creo que no necesitas más palabras para definir mis sentimientos hacia ti en estos momentos. Un beso grande.

p.d. Pásate por mi web wersemei.es hay algo para ti que debes recoger.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails

Entradas populares

Páginas vistas en total