Libros Editados

Traductor para este blog

Los libros son las alfombras mágicas de la imaginación. Jorge Luis Borges

miércoles, 11 de julio de 2012

Enigmáticas quemaduras (micro-relato)



El consultorio tenía una constante concurrencia de pacientes. Estaba embebido por lúgubres atisbos de rayos de sol que atravesaban los vidrios de la puerta de ingreso. Era sumamente sombrío.
Allí, muchas veces, la espera era sin tiempo y los ánimos se tornaban poco favorables, hasta el punto de la saturación emocional.

El profesional que atendía, curiosamente podía confundirse con una persona común, pues no usaba el característico delantal. De apariencia apacible y carácter grácil y amable, lograba disipar las nubes de la impaciencia que solía haber en la sala de espera.

Aquel día, había tenido una seguidilla de quejas, gritos, enfados, y no estaba en condiciones de seguir escuchándolos. Para terminar esa jornada de trabajo le quedaba una paciente con la que había tenido un enfrentamiento verbal pocos días atrás. Ella necesitaba una ecografía urgente y ese era el único lugar dónde podía acudir. Se acostó en la camilla, y como es habitual el médico le puso el gel para realizar el estudio. En ese instante, lo llamaron por teléfono y debió salir de allí un momento. Ella, mientras esperaba, decidió encender un cigarrillo para saciar sus ansias de nicotina. Sin pensarlo apoyó el encendedor sobre su vientre y al accionarlo el fuego se esparció rápidamente, cuerpo, sábanas, almohada, todo era un averno. Las quemaduras que sufrió, quedaron tan enigmáticas,  como su deceso.

Graciela Fioretti / Jyosti
11/07/2012

**Tks H.B**

**Obra registrada**

1 comentario:

Nonna dijo...

Se le terminaron las ganas de fumar. Un final muy trágico e inesperado. Amiga, tienes mano para toda clase de registros. Felicidades y un beso.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails

Entradas populares

Páginas vistas en total